La guerra en este país del este de Europa se alarga y las consecuencias para la población van en aumento, tanto en Ucrania como aquí.

En la Diócesis de Sant Feliu de Llobregat hemos acogido la petición de la Cofradía de Campaneros y Carillonistas de Cataluña para realizar mañana sábado 19 de marzo, Solemnidad de San José, a las 12h, un “Repique por la Paz en el Mundo” con motivo de la guerra en Ucrania. Será una convocatoria extraordinaria del Toque de Campanas por la Paz que se realiza de manera ordinaria por año nuevo. Todas las iglesias del obispado, no sólo la catedral, están llamadas a unirse a este repique.

La solidaridad hacia el pueblo ucraniano, como nos decía el obispo Agustín “se concreta, sobre todo, en la oración y el ofrecimiento de gestos de ayuda humanitaria». La oración se elevará también simbólicamente a través del sonido de las campanas, al mismo tiempo que continua con fuerza, sea la pregaria individual que con vigilias de oración e iniciativas variadas en muchas parroquias y comunidades cristianas.

La ayuda humanitaria hacia los más vulnerables en este conflicto se está vehiculando a través de Cáritas Diocesana de Sant Feliu de Llobregat de diversas maneras:

  • Desde el principio, con la recogida de fondos, en colaboración con Cáritas Cataluña, Cáritas Española e Internacional, para dar apoyo a las personas afectadas por el conflicto con alimentos, agua potable, alojamiento seguro y kits de higiene, enviando los fonodos a Cáritas-Ucrania y a los otros países limítrofes.
  • En el territorio de la Diócesis de Sant Feliu de Llobregat, atendiendo las peticiones que llegan para responder a las necesidades básicas de los refugiados ucranianos, con frecuencia vehiculadas desde las administraciones públicas.

Cáritas diocesana es el brazo de la caridad de la Iglesia que trabaja para atender las personas refugiadas de Ucrania y de todos los sitios, y por los más vulnerables y en riesgo de exclusión social.

Os recomendamos