De izquierda a derecha: Llum Mascaray, Miguel Ángel Hernández, Agustí Cortés i Miguel Romera

El pasado 23 de noviembre, tres miembros de la Hermandad Obrera de Acción Católica se reunieron con el obispo Agustín, en unos momentos de diálogo muy enriquecedores, cercanos y profundos. Llum Mascaray y Miguel Romera son miembros de la Comisión diocesana de la HOAC de Barcelona y Sant Feliu de Llobregat y Miguel Ángel Hernández actualmente es miembro del Equipo de Pastoral Obrara de Sant Boi de Llobregat.

El conocimiento entre el obispo Agustín y los representantes del movimiento apostólico del mundo obrero fundado por el vilanoví Guillem Rovirosa –actualmente en proceso de beatificación– viene desde su llegada al naciente Obispado de Sant Feliu de Llobregat y por eso el encuentro fue muy afable, con el intercambio de reflexiones, preguntas, informaciones, etc. alrededor de la vida y las actuaciones de la HOAC. La Hermandad hace suya la misión de llevar el mandamiento nuevo de Jesús a los centros de trabajo y barrios obreros con los retos del mundo actual, siendo especialmente activos en el sector de la mujer y la familia obrera y en el de la defensa de lo público, como el sistema público de pensiones.

En este marco, se repasaron las diversas actividades realizadas durante el año de celebración del 75º aniversario de la HOAC, de noviembre 2020 a noviembre 2021, destacando en este tramo final la eucaristía en la Basílica de Santa María del Mar del día 10 de octubre.