Sant Feliu de Llobregat acogió, el pasado 13 de abril,  el Encuentro diocesano de adolescentes y jóvenes de nuestro obispado. Este año, en formato de tarde, cerca de ochenta adolescentes y jóvenes de todo el territorio diocesano se reunieron bajo el lema: ¡Llamados a ser Pueblo! Tanto el lema como el hecho de celebrarlo en Sant Feliu de Llobregat, tenía una triple finalidad: los 500 aniversario de la parroquia de Sant Llorenç, los 20 años de nuestro obispado y el Objetivo diocesano.

El encuentro empezó en la Casa de la Iglesia, casa de todos. Con el saludo inicial, nuestro obispo Agustí Cortés, acompañado del nuevo delegado de pastoral con jóvenes de nuestro obispado, Mn. Josep Sellarés, expresó la alegría de poder acoger, en ese lugar, a los adolescentes y jóvenes venidos de todo nuestro obispado. Nuestro prelado, se proponía vivir, por la tarde, tres grandes momentos que servían para plantearnos tres preguntas: dónde estamos llamados, a qué somos llamados y quienes nos llama.

El encuentro acabó con la Eucaristía, presidida por el obispo Agustí y concelebrada por otros presbíteros de la diócesis. Durante la homilía, el obispo Agustí Cortés, animó a los jóvenes a no tener miedo, a dejarse interpelar por la llamada del Señor y a seguirle.

Os recomendamos